Los dispensadores de comida son indispensables en el alojamiento donde tengamos a las cobayas. Ellas estarán comiendo con mucha frecuencia debido a como funciona su sistema digestivo. Por ese motivo, no les puede faltar la comida y deberán tenerla siempre a mano.