Los peines para cepillar a nuestras cobayas deben ser muy blandos. Las variedades que son de pelaje liso prácticamente no necesitarán cepillado, ya que se conservará bien casi todo el tiempo. Aunque incluso siendo así, se recomienda acicarlas mínimo una vez por semana. Si son de pelaje largo, se recomienda una vez cada dos días. Eso sí, a las cobayas por lo general no les entusiasma ser cepilladas.

Si se les enreda el pelo, no quedará otra que cortar el nudo con cuidado.